Que el marketing tradicional está cada vez más desfasado es más que una realidad. Las compras ya no son racionales. La gran mayoría en la actualidad adquiere un producto ya que siente la necesidad de tenerlo. Las emociones son las que mandan y por ello el neuromarketing gana cada vez más terreno como una técnica de venta que no falla.

La definición del neuromarketing no es otra que la ciencia que se encarga de estudiar el proceso de compra gracias a los estímulos que tiene el cerebro cuando está al frente del producto. Aunque es en la actualidad cuando se le está explotando mucho más su uso, se trata de una vieja técnica de venta que supo salir de las cenizas y ser ahora la “moda”.

Las marcas quieren hacerse cada vez más humanas. Por eso muchos comerciales en la actualidad más que decirte cuáles son las propiedades que tienen sus productos se enfocan es en las emociones. En lo que tú como consumidor vas a sentir en el momento que lo adquieras.

Las emociones, sí, las emociones son las que mandan y no importa de qué rama comercial estamos hablando o el tipo de negocios que tengamos. Muchas veces cuando compramos unos zapatos no es porque de verdad lo necesitamos. Sino porque lo vimos y sentimos que sin ellos no podíamos vivir. Quizás luego te los pusiste solo una vez y fueron a parar al fondo del closet.

Pues estas emociones son los que muchos especialistas están estudiando y en base a ellas desarrollan sus planes de marketing. Cómo van a vender el producto, cuáles son los canales, la presentación, su color y textura (no importa que sea comida, un objeto e incluso los conocimientos). Saber hacer una gran “empaque” es importante.

errores

“El objetivo principal del neuromarketing es decodificar los procesos que forman parte de la mente del consumidor, de manera que podamos descubrir sus deseos, ambiciones y causas que no vemos en sus opciones de compra. De esta forma podremos darles lo que necesitan”, dijo Pete Drucker, uno de los padres y visionarios de esta rama del neuromarketing que tan de moda está.

Y esto es así. Si como emprendedor puedes adelantarte a lo que tus clientes quieren, podrás satisfacer muy rápido la necesidad que tienen. Para ellos tienes que conocerlos y muy bien. La única manera de hacerlo es teniendo contacto con ellos, retroalimentación.

Hay muchas maneras de conseguirlo, llenar encuestas en los locales o en tu portal. Hacer preguntas en redes sociales en las que les consultes sobre qué les gustaría ver en el local. Si tienes una idea de remodelación de qué color les gustaría las paredes o el nombre de un nuevo producto. Todo ello cuenta.

Piensa en emociones, no racionalices. Las emociones son las que está mandando en el mundo del marketing. A pesar de que sean impredecibles, hay maneras de conocerlas. Pero todo dependerá de ese estudio que hayas hecho de tus clientes. A la ligera nada, todo debe estudiarse antes. Las emociones las tienen que tener los clientes, no tú como emprendedor.

 

No viene solo

Por supuesto que para poder aplicar el neuromarketing te tienes que aprovechar de los beneficios de otras ramas del mercadeo. Al final todo se engloba y debes sacar las ventajas de cada uno de ellos.

El storytelling se alimenta mucho del neuromarketing, porque al final cuando cuentas una historia quieres una conexión y la única forma de lograrlo es a través de sí, las emociones. Tal como lo adivinaste, por lo tanto debes estar muy atento a todo.  Recuerda que esta técnica del marketing busca que las personas sientan una identificación con la marca.

Contar cómo nació la empresa, la historia de su fundador, los cambios que ha sufrido con el paso del tiempo, es parte de lo que se ha hecho con el storytelling. Con ello se busca demostrar que ellos son como tú, buscan conexión, para que no noten a las marcas lejanas, sino como algo que siempre están allí para ti. Y sí. Son emociones.

El inbound marketing, donde buscamos crear una necesidad o el marketing de contenidos, en el que queremos conectar con las personas mostrándoles más allá del producto, sino lo que puedes lograr con él. Como ves muchas ramas influyen en el neuromarketing.

En la actualidad, si quieres tener éxito con el público, sobre todo con los difíciles millennials necesitas dominar el neuromarketing y usarlo en todas tus estrategias de ventas. Así como en las campañas y mensajes que vas a utilizar.

errores

Tres grandes áreas

El neuromarketing por supuesto está relacionado con los sentidos. Los tres que buscan explotar al máximo son:

  • Visual
  • Auditivo
  • Olfato

Cuántas veces no hemos comprado algún producto solo porque nos dio un gran impacto visual. Nos pareció lindo y luego fue que pensamos cómo lo podíamos utilizar. Seguro que en muchas ocasiones. Los colores de los empaques se diseñan después que los especialistas estudiaron cómo el cerebro responde a los estímulos de rojo, verde, azul, amarillo o naranja. Todo tiene una razón de ser.

Lo auditivo también cuenta. Te has fijado que muchas tiendas, restaurantes y hasta los supermercados tienen una musicalización definida. Pues esto se debe a que han estudiado muy bien al target al que están dirigidos y saben qué les gusta.

Si tienes una tienda de ropa para adultos. Lo mejor es que pongas música clásica o adulta contemporánea, ya que se van a sentir a gusto y les va a provocar estar mucho rato allí viendo todo. Mientras más tiempo pasen en tu tienda, la posibilidad de compra es mucho mayor.

Con los supermercados pasa lo mismo. Colocan música actual o alguna instrumental. Pero que sea tranquila, nada de rock pesado o en lenguaje obsceno. Con ello buscan hacer sentir a las personas tranquilidad, la misma como para caminar con calma cada uno de los pasillos y detenerse donde haya algo que les guste.

En cuanto al olor seguro te has fijado que ciertos locales tienen un olor característico. Las panaderías y pastelerías a productos recién horneados, una heladería a frutas y esencias. Cuando estás en un restaurante vienen los olores de la cocina. Lo mismo sucede con sitios de ropa que siempre buscan que huela bien y por ello siempre usan un mismo tipo de aroma, para que cuando lo percibas te lleve a estar en ese lugar y lo recuerdes. Todo ello es emocional. Por más que queramos racionalizarlo no hay manera, todo responde a estímulos.

neuromarketing

Los sentidos, sobre todo el auditivo también se utiliza mucho en el momento de hacer los spots publicitarios. Ya que el uso de una determinada canción o ritmo se pueden utilizar para relacionarlo con un producto y así cuando la oigamos pensemos en él y nos provoque al instante ir a comprarlo. Todo ello es estudiado por el neuromarketing.

Una marca que lo está haciendo mucho en la actualidad es Coca Cola, quien no solo se va por lo auditivo, al usar una misma canción en todos sus spots. Sino que busca conectar con emociones, al mostrar a los amigos compartiendo en diferentes escenas. Para que cuando estés con los tuyos te provoque ir a comprar esta bebida y tener la misma experiencia que estás viendo.

Como vez las emociones conectan y mucho. En la actualidad con tantas marcas y plataformas lograr la fidelización luce cada vez más complicado. Pero no quiere decir que sea imposible. Por el contrario exige cada vez más a los especialistas a buscar ese estímulo que despierte al comprador, una vez que lo tengas no lo dejes ir.

 

Todo cuenta

El neuromarketing no solo se aplica cuando queremos hacer un producto o lanzarlo. Sino que también es muy utilizado en los locales comerciales. Los colores de los logos, la decoración, la forma de las mesas, sillas, estantes. La forma en la que está colocada la mercancía y hasta el precio se decide gracias a esta rama de la ciencia.

Te preguntas porqué muchos de los productos terminan en 3.799 dólares, euros, pesos, bolívares, no importa la moneda de tu país. Las ofertas siempre son 499 o 0.99, porque sentimos que es mucho más barato que 3.800, 500 o 100. Las cifras redondas asustan al público, mientras que los 9  dan una sensación de que es más económico, esto es neuromarketing. Como ves ha estado presente en nuestras vidas desde siempre, pero ahora tiene un nombre.

neuromarketing

La disposición de los estantes también juega un factor fundamental. Que el producto más vendido esté al final del negocio es para que las personas entren al local y así puedan ver otras cosas que también puedan llamar su atención y puedan ser compradas. Para ello hay iluminaciones especiales, carteles de ofertas, colores atractivos. Todo ello es neuromarketing.

 

Ventajas de usar el neuromarketing

  • Permite conocer las emociones de los clientes
  • Podrás planificar mejor la estrategia de ventas
  • Optimizas los recursos que tienes
  • Te adelantarás a las necesidades del mercado
  • Conectarás con tu audiencia o clientes
  • Lograrás fidelizar
  • Aumentarás las ventas
  • Tu negocio podrá crecer

 

Sin duda que si sabes aplicar el neuromarketing el mundo es tuyo o por lo menos el target al que está dirigido tu emprendimiento. Sácale todo el provecho, estúdialo, domínalo y podrás tener todo al alcance de tu mano. Por supuesto que para ello debes contratar a los expertos.

Incluso si apenas estás comenzando estudia bien a tu competencia, mira lo que hace. No se trata de copiar, sino de mejorar las estrategias que ellos han utilizado. Por algo les ha ido tan bien y han podido mantenerse tanto tiempo a flote en el mercado.

 

El extra

Crear una necesidad y que tú la puedas cubrir es muy importante en el mundo del marketing. Allí está la base del éxito y tú debes buscar la forma de conseguirlo. No hay fórmulas mágicas. Solo hay que conocer a tus clientes, cuando ya lo hagas podrás desarrollar todas las técnicas que hemos nombrado aquí.