Una de las claves del éxito de una empresa es la comunicación. Mientras más y mejor fluya todo quedará mucho más claro. Es por ello que es muy importante conocer las formas de comunicación organizacional.

Si eres un emprendedor es muy importante que te comuniques bien con tu público. Pero más aún con tus empleados y demás miembros de tu empresa.

Así sea uno solo es importante que esté al tanto de todas las novedades que existan.

Sabemos que al inicio muchos emprendimientos se dan con una sola persona. Normalmente eres tú, como empresario. Pero con el paso del tiempo es posible que necesites contratar personal y allí comienza una tarea titánica.

Si por el contrario desde un inicio comienzas una empresa con varios empleados el reto va desde el inicio.

Sobre todo si se trata de una empresa que da sus primeros pasos, la comunicación organizacional es muy importante.

Tus empleados necesitan conocer tu empresa, tus objetivos, valores. Por supuesto que los productos, para todo ello es muy importante que haya una gran comunicación.

La comunicación interna

En este caso solo nos vamos a enfocar en la comunicación interna. La externa toma en cuenta otros factores.

Aquí trataremos de manejar cómo toda la organización en sus diferentes niveles se va a mantener al tanto de todas las novedades.

No solo cuando se trata de una empresa nueva o de una ya establecida siempre surgen problemas de comunicación que se deben resolver.

Lo mejor de todo es que es muy fácil de lograr. Solo debe haber voluntad.

La comunicación interna de la empresa es tan importante como la externa. De esta forma tus empleados te ayudarán a verte mejor en el mercado.

Con una gran comunicación interna tendrás una gran solidez en tu organización. Todos tendrán las metas y los objetivos claros.

Más importante aún cada quién cumplirá a cabalidad la tarea que se le encomienda.

Formas de comunicación organizacional

Comunicación horizontal

Comunicación vertical

 

La primera de ellas tiene que ver con la comunicación que se realiza entre los iguales en la empresa. Es decir entre los trabajadores que son del mismo rango.

Este tipo de comunicación se da a través de correos electrónicos, memorándums, reuniones o una simple conversación. En el caso de esta última cuando sean asuntos relacionados con el trabajo.

Dentro de la comunicación vertical hay dos tipos:

La ascendente

La descendente

 

En la ascendente hablamos de cuando los jefes les comunican a los subordinados sus órdenes, decisiones o planes. Aquí mientras más formal sea mucho mejor.

Se puede hacer llegar a través de memorándums, siempre deben pasarse por escrito.

La descendente cuando los empleados rinden cuentas a sus superiores. Les hacen llegar inquietudes relacionadas con la empresa. También lo ideal es que siempre se haga por escrito.

Hay algunos teóricos que manifiestan que la ascendente es cuando los empleados se dirigen a sus superiores y la descendente ocurre a la inversa.

Pero la idea es básicamente la misma.

Esto ocurre en los casos de la comunicación formal. Cuando la empresa necesita comunicar algo.

Esto se puede dar de manera escrita (siempre es lo mejor) y está la oral, que es cuando se realizan reuniones para explicar nuevas estrategias.

Lo mejor es utilizar las dos.

Incluso cuando se haga una reunión, lo ideal es mandar una comunicación interna. Ya sea a través de correos o carteleras informativas sobre los puntos abordados y aprobados en dicha reunión.

De esta forma no quedará espacio para la duda ni las malinterpretaciones.

comunicación organizacional

La informal siempre mandará

Pero si hay algo que abundan en las empresas, consolidadas o no, son las comunicaciones informales. Esas que se dan de manera espontánea entre los trabajadores o con sus superiores.

No se trata de una reunión, sino del cruce en el pasillo, en la sala del café o en las mañanas al saludar.

En toda empresa debe haber esa comunicación informal. De hecho la debes promocionar. De esta manera podrás conocer muchos mejor a tus empleados.

También se conocerán más entre ellos.

Pero también debes cuidar de que no sirva para la creación de rumores que afecten el rendimiento de la empresa.

La inmediatez

Uno de los temas más importantes en la actualidad es que la información la conozcan los trabajadores lo más inmediato posible.

Llamar a todos a la vez no es posible. El correo no todo el mundo lo puede revisar al instante.

En la actualidad todos tienen un teléfono inteligente y por allí se dan muchas de las comunicaciones en una empresa.

Son muchos los que en la actualidad se aprovechan de la mensajería instantánea para que los mensajes se conozcan lo más rápido posible.

Whatsapp y Telegram se han convertido en los principales canales para la comunicación.

Tanto horizontal como vertical, ya sea ascendente o descendente.

Formal o informal.

Seguro que tu como emprendedor tienes tu grupo de Whatsapp con tus trabajadores. Por allí les informas muchos de los eventos, das órdenes o te enteras de las principales novedades de tu negocio.

Aunque para los más tradicionales se trata de una comunicación muy informal, todo dependerá del uso que se le dé.

Mientras más profesional sea se convierte en un gran canal para comunicarte.

Lo importante es que se animen a crear los diferentes canales de comunicación. Mientras más tengan será mucho mejor.

Pero ojo.

Lo importante es que la empresa siempre tenga el control de lo que allí se comunica. Mientras más clara sea la información será mucho mejor.

De esta forma evitas que los rumores se esparzan y afecten el desempeño de la empresa.

Tienes que asegurarte de que por todos los canales se emita la misma información.

No puede haber espacio para la duda o la malinterpretación. Te puede costar muy caro.