Desde 2017 viene ganando espacio, pero ahora la publicidad programática mandará en 2019. Es a lo que apuntan las grandes marcas y las agencias para poder sacarle el máximo provecho a los recursos.

Si no sabes a qué se refiere la publicidad programática, se trata de la posibilidad de comprar espacios en webs y redes en los que se encuentra tu público objetivo.

Gracias a la publicidad programática ya no se compran los espacios sino las audiencias. Lo que sin duda representa una gran novedad y que se puede utilizar en marketing digital.

En los medios tradicionales lo normal es comprar los espacios. Incluso en el marketing digital también fue igual hasta hace unos meses atrás. Allí no podías controlar quiénes lo veían.

Pero gracias a los avances de la tecnología ahora se es capaz de segmentar tanto la publicidad que puedes programar quiénes son los que verán tu anuncios de acuerdo a cuál es tu Buyer Persona.

Si tienes muy claro quién es tu público objetivo, cuáles son sus características y gustos le podrás sacar mucho provecho a la publicidad programática, ya que ellos serán los que lo van a ver.

De acuerdo a un estudio de Zenith Programmatic Marketing Forecast, la publicidad programática va a aumentar en un 67 % en este 2019.

¿En qué se basa la publicidad programática?

publicidad programática
Foto: ONiUP

La publicidad programática se dio como resultado de dos herramientas que son muy importantes en la actualidad dentro de Marketing Digital y que son:

  • Big Data

  • Inteligencia artificial

Estas dos herramientas van de la mano para poder llevar al éxito a la publicidad programática. Una no puede funcionar sin la otra.

Por ejemplo el Big Data se basa en un gran almacenamiento de información en el que está todo lo que necesitas saber de tus clientes, empresa, mercado, entre otros aspectos que son importantes de manejar.

El Big Data se usa en muchas ramas empresariales y el marketing digital no se queda atrás.

De hecho cada día trata de sacarle más provecho y hacer las estrategias más efectivas.

Lo importante es darle valor y sobre todo forma a toda esa información y tú como emprendedor la puedas usar para que tu negocio crezca, en este caso para que la publicidad llegue al público correcto.

Mientras que la inteligencia artificial utiliza todo esos datos que hay para tratar de predecir los gustos de las personas.

De esta manera se pueden adelantar en las necesidades que van a tener más adelante. Y crear un producto que las satisfaga.

En el caso de la publicidad programática ayudará a dar más visibilidad al producto que esté entre los gustos de cada usuario.

Si eres alguien que le gusta leer, llenaste formularios en el que lo mencionaste. Tus búsquedas en YouTube, Instagram, y Google son sobre ello, es lógico que te aparezcan publicidades relacionadas con librerías, audiolibros o de Kindle en las páginas que visites.

Esto se debe gracias al big data y a la inteligencia artificial.

Ventajas de la publicidad programática

No importa si eres una gran empresa o una pymes, la publicidad programática ofrece grandes ventajas y te vamos a nombrar 5 de ellas para que te animes y así inviertas en ella.

Como emprendedor debes sacarle mucho jugo a cada centavo que tengas.

Las principales ventajas de la publicidad programática son:

Aumentas visibilidad

redactar propuesta de valor
Foto: Treebes.com

Cuando decides a invertir en publicidad online lo que más quieres es llegar a la mayor cantidad de personas posibles, pero sobre todo la que te interesa a ti.

Esto lo vasa hacer si conoces bien cuál es tu target, ya que podrás segmentar muy bien la publicidad de tu negocio. Le aparecerá a las personas que tienen gusto relacionados con tu negocio. También en redes sociales.

Gracias a esto vas a aumentar la visibilidad en tu público objetivo.

Antes te veía una gran masa, que posiblemente el 80 % ni siquiera estaba interesado en productos similares al tuyo.

Ahora con la publicidad programática esto cambia radicalmente, ya que más bien aumentas la posibilidad en tu target.

Es decir, por lo menos el 80 % del público que vea tu publicidad tiene interés en emprendimientos o marcas como la tuya.

Coste menor

Foto: Infoautónomos

Al personalizar mejor tu publicidad y que vaya a tu público objetivo invertirás menos dinero.

Ya que solo harán clic las personas que de verdad están interesadas en tu producto.

Es una característica importante para las pymes y los emprendedores que apenas dan sus primeros pasos, porque de esta manera el dinero que inviertan será utilizado de una manera muy sabia.

No serás penalizado por Google

Foto: Rock Content

Otro punto muy importante en la actualidad es que gracias a la publicidad programática reduces notablemente la posibilidad de ser penalizado por Google.

El gigante tecnológico está trabajando en evitar a toda costa la publicidad intrusiva y que moleste a las personas a la hora de ver el contenido.

Al verte las personas correctas o el público al que está dirigido existen menos posibilidades que te rechacen.

Además si usas una agencia que aplica la publicidad programática sabrá perfectamente lo que hace,sin que eso le ocasione problemas a tu marca.

Público específico

Foto: Mott

La mayor ventaja de la publicidad programática es que va dirigida a un público objetivo. Las personas que tienen gustos similares a tu marca o que buscan productos como el tuyo te van a ver.

Esto ayuda porque va a quedar en la memoria del público y con ello te tendrán en cuenta.

Piensa un momento como usuario.Empiezas a ver publicidad que no te interesa, te genera un rechazo hacia la marca.

Mientras que cuando ves las que te gustan aumentas la posibilidad que le des a la publicidad y hasta hay un engagement con la marca.

ROI mucho más alto

Uno de los aspectos que más hay que mirar al invertir en marketing digital es el Retorno de Inversión (ROI) aquí es donde de verdad puedes ver qué tan efectiva es tu publicidad online, ya sea en portales o en redes sociales.

La publicidad programática ayudará a que tu ROI sea mucho más alto y el dinero que inviertas lo tendrás duplicado, triplicado y hasta quintuplicado en muy poco tiempo y esa es la mejor parte.